fbpx

¡Descuento en todos nuestros packs GPS!👏🏻

Un ganadero cántabro salva a su chivo gracias a un GPS

Uno de nuestros clientes de Cantabria nos cuenta cómo el collar GPS de digitanimal le ha ayudado a rescatar uno de sus animales, ¡y no es la primera vez!

Desde Calseca, una pequeña localidad en el municipio cántabro de Ruesga, Javier Pérez Abascal nos envió unas fotos para compartirnos el rescate de uno de sus animales gracias a nuestro dispositivo GPS para cabras y darnos la gracias. Tras enterarnos, enseguida contactamos con él para que nos informase con más detalle.

Y es que, como ya sabéis, en digitanimal damos mucho valor a cualquier experiencia que nos llega de nuestros clientes con los dispositivos GPS, ya que consideramos que se trata de una información con mucho valor de cara a seguir mejorando más un sistema que ya ha demostrado ser una herramienta de gran ayuda en diversas ocasiones.

Muy amablemente, Javier comenzó contándonos que el chivo atrapado acababa de llegar a la explotación que tiene junto a Juan Abascal Setien «de cara a la mejora genética», lo que significa que se trata de un animal con un elevado coste de «casi 1.000€, que para un macho de cabra, un chivo, es bastante dinero».

ganadero rescata el cabrón

Por estos dos motivos, Javier y Juan colocaron uno de los collares GPS para cabras que ya tenían en sus cabras y la decisión no pudo ser más acertada, como demuestra el relato completo de Javier:

«Cuando fuimos a verlas donde marcaba el primer collar, estaba todo el bando, todo el rebaño de cabras. Con el segundo collar, fuimos donde marcaba y no aparecía. En un principio pensamos que lo podría haber perdido, pero ya nos dimos cuenta de que no lo había perdido, que nos faltaba el macho. Estuvimos buscándole alrededor de donde marcaba y al final le encontramos. Si no hubiese sido por el collar, hubiese sido imposible encontrarlo, porque no teníamos ni idea de que existía aquella zorca ahí. Hubiese sido un animal muerto. Por suerte, siempre vamos al monte preparados con cuerdas, así que le atamos y le sacamos para arriba a peso y pudimos reubicarle con los otros animales.»

Sin duda, una historia con final feliz gracias a nuestro sistema. Y es que al parecer, esta no era la primera situación comprometida en la que el uso de nuestro collar ayudaba a salvar animales de esta explotación. Al preguntarle por su manejo desde que apostaron por digitanimal, Javier nos compartía cómo había sido determinante en otras tres ocasiones más.

5 cabras muertas y el resto atrapadas tras un ataque de lobos

Hace un año ya les pasó algo parecido con una cabras que «estaban metidas al brusque de una peña y no podían salir». Esta vez fue por culpa de un ataque de lobos, como explicaba Javier: «nos mataron cinco cabras y las demás se nos desperdigaron y no las encontrábamos, justo dio la coincidencia que donde se metieron no tenían cobertura.»

Pese a tratarse de una zona muy complicada con la cobertura, tras pasar algunas horas el GPS logró enviar su posición. Gracias a ella, las pudieron encontrar y sacarlas de allí:

«Se habían desplazado más de dos kilómetros, habían bajado al frente del río y nosotros no pensábamos que hubiesen ido hasta allí, no las hubiésemos buscado por esa zona. Gracias a la posición GPS las encontramos, si no allí se hubiesen muerto de hambre y de sed. Tuvimos que hacer una escalera de ladera para que pudiesen salir por ella las cabras, ya que había una pared de tres metros de piedra lisa, que hacia abajo la saltaron y hacia arriba no podían salir».

Ganaderos ahuyentan a los lobos a tiempo en mitad de la niebla nocturna

En otra ocasión, hace tres años, a Javier le llegó al móvil la alerta de ‘Animal fuera del recinto’ de una de las cabras que tenían puestos los collares en una tarde noche cubierta por la niebla:

«Cogimos el coche y fuimos rápidamente donde estaban ellas. Sonaban muy fuerte los campanos, ya estábamos prevenidos de que estaban los lobos por la zona. Empezamos a dar voces y subimos donde estaban y ya dejaron de correr, entonces dejaron de sentirse los campanos y se marcharon. Al día siguiente cuando pudimos verlas bien, había tres cabras mordidas, pero no consiguieron matar a ninguna. Eso fue gracias al collar.»

Cachorros encontrados en una cueva poniéndole el collar GPS a la perra tras parir

Y no solo las cabras están a salvo en esta ganadería de Calseca. El año pasado la perra mastina que acompaña a la cabras de Javier y Juan en el monte, se puso de parto mientras estaba con ellas:

«Durante tres días veíamos que la perra salía durante el día, pero por la noche se volvía a esconder y no conseguíamos dar con ella. Al cuarto día, conseguimos atraparla y aprovechamos para cambiar el collar de la cabra a la perra. Aquella tarde ya vimos que se había ido a 600 metros del rebaño de cabras en una cueva donde había parido. Ya encontramos los cachorros y bajamos tanto a la perra como a los cachorros. Si no las hubiésemos encontrado por GPS, hubiésemos tardado como un mes.»

💻 https://digitanimal.com
📤 info@digitanimal.com
📞 914 126 657

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Archives